Cómo disfrutar de las vistas del Cristo Redentor y del Pan de Azúcar sin pagar un real

Y no, no estoy hablando de buscar fotos en Google o video HD en YouTube.

Una de las cosas que distingue a Río de Janeiro es que no es necesario caminar mucho por la ciudad para encontrarse con la naturaleza a flor de piel. Además de las playas, los distintos morros esparcidos sobre el terreno encuadran a los distintos barrios y cada morro implica una posibilidad de trilha – sendero, caminata – y monitos, muchos monitos.

Y el Corcovado – donde se encuentra situado el Cristo Redentor – y el Pan de Azúcar no son la excepción. El acceso a las distintas trilhas demarcadas es gratuito, por lo que ambas senderos son una gran opción para acceder a estos puntos turísticos de la ciudad.

Trilha al Cristo Redentor

Empecemos por lo más obvio, por una de las postales clásicas de la Ciudad: la imagen panorámica tomada desde la monumental estatua del Cristo. Incluso para alguien no religiosa como yo, ir caminando distraída, levantar la mirada, y ver la imagen entre dos edificios sigue siendo motivo de maravilla, sin importar cuántas veces suceda.

Ahora bien, llegar hasta el Cristo y acceder a esa vista impactante puede ser una de las actividades más caras de la visita a la ciudad o puede ser gratis. Depende un poco del presupuesto, el estado físico y el espíritu aventurero.

La opción más cara es ir hasta Cosme Velho y tomar el tren hacia la cima del Corcovado. El tren y el ingreso al Monumento, en temporada baja sale 56 reales (aprox. 18.5 USD) y en temporada alta (que incluye a los fines de semana y feriados) 68 reales (aprox. 22 USD). También se pueden tomar vans desde Copacabana o desde Largo de Machado, por precios similares, que también incluyen el ingreso al monumento.

Pero si están viajando con un presupuesto ajustado y/o les gusta hacer trekking y adentrarse en la naturaleza, la mejor opción es hacer la trilha (sendero) que comienza en el Parque Lage.

rio4
El hermoso parque Lage

La entrada del Parque Lage, que está muy cerca del Jardín Botánico, frente a la Lagoa de Freitas, es gratuita. Si quieren ver un mapa de la trilha, sigan este enlace.

El sendero hacia la cima del Corcovado lleva alrededor de dos horas y media, dependiendo del estado físico de cada uno. Dado que ese fue el tiempo que me llevó, asumo que alguien con muy buen estado físico puede hacer el ascenso en una hora y media o dos.

Más allá de que la subida no demora mucho, recomiendo comenzar lo más temprano posible, por cuanto el clima allí es caluroso y húmedo, por lo que asumo que hacia el mediodía puede hacerse aún más dificultosa. Asimismo, en su momento me comentaron que se han reportado asaltos, así que evitar estar en la mata hacia el atardecer suena mejor.

Es fundamental llevar buen calzado, una botella grande agua, repelente y un buen calzado para trekking. También sugiero tener en cuenta el clima del día previo (si llovió mucho la subida puede hacerse demasiado complicada) y el del día de la subida, para evitar llegar a la cima y encontrarse con un cielo cerrado que impida ver hacia abajo. Aunque esto último es bastante aleatorio. En nuestro caso, la niebla que había a la subida se disipó al llegar a la cima.

trilha
En un momento la trilha cruza las vias del tren que sube al Corcovado

La trilha es considerada moderada a difícil. Es bastante empinada y a pesar de que no tendrán que hacer mucha escalada, en una parte deberán subir tipo haciendo rapel con una soga que hay allí dispuesta con ese fin. Es decir, tiene algunas partes complicadas y el clima, dependiendo de la época del año, puedo no ayudar (yo la hice en diciembre).

¡Pero que lo anterior no los desanime! ¡En el camino se van a cruzar con varias cascadas ideales para refrescarse!

El sendero los va a adentrar en la Mata Atlántica, que caracteriza al área de Río de Janeiro: verán una gran variedad de árboles, monos, flores y, supuestamente, serpientes.

Una vez que lleguen a la cima, tendrán acceso a la vista tan conocida y podrán ver la espalda del Cristo Redentor. Si quieren verle la cara y tener acceso al resto del complejo, tendrán que pagar unos reales. Posiblemente dependerá de sus presupuestos y de si el día se nubló o no decidir si los pagan o no.

corcovado2
La espalda del Cristo
corcovado4
Por suerte, cuando llegamos a la cima la niebla empezó a disiparse y pudimos poder ver la ciudad

La entrada del complejo sale 24 reales (7 USD) en temporada alta (que, como comenté antes, incluye a los fines de semana) y 12 (3.5 USD) en temporada baja.

Para bajar tienen varias opciones: hacer el mismo camino para descender hasta el Parque Lage; tomar algunas de las vans que descienden hasta Largo do Machado; o descender siguiendo la ruta hasta la entrada del Parque donde pasan ómnibus y vans (esta fue la opción que seguí).

Pão de Açúcar

Posiblemente quienes explotan los bondinhos que suben al Pan de Azúcar me van a odiar por lo que estoy por escribir, pero… La subida al Pan de Azúcar me pareció una de las atracciones turísticas más sobrestimadas de la ciudad. El ascenso lleva sólo unos minutos, es carísimo, y se ven sólo la Bahía de Guanabara y Copacabana. Si andan de presupuesto ajustado y están indecisos entre ir al Corcovado o al Pan de Azúcar, mis votos van todos hacia el Cristo. No sólo es más barato, la vista permite ver casi el infinito y más allá.

Subir al Pão de Açúcar con el bondinho (el teleférico que sube via escala en el Morro da Urca), sale 76 reales (casi 25 dólares). También está la opción de subir caminando, a través de la trilha que empieza en Praia Vermelha y termina en la cima del Morro da Urca. Uno puede quedarse allí o pegar desde ahí el teleférico hasta el Pan. Antes, existía la opción de descender gratuitamente en el bondinho. Desde el año pasado esa opción ya no está disponible, así que si subimos caminando Urca tenemos las siguientes opciones:

  • Volver caminando, por lo que el paseo será gratis, y tendremos la vista desde el Morro de Urca
  • Tomar el bondinho para descender hasta Praia Vermelha, que nos costará 20 reales (6.5 USD, aprox.)
  • Tomar el teleférico para ascender hasta el Pan de Azucar que luego nos regresará hasta Urca, por 40 reales (13 USD). En este caso, si decidimos comprar el pasaje para el descenso completo, terminaremos gastando 60 reales (19.5 USD).

También existe la posibilidad de escalar hasta el Pan de Azúcar, pero requiere de un poco más de experiencia y de equipo de escalada. Para el caso que les pueda interesar, pueden buscar información – hay varias empresas que ofrecen el tour para el ascenso – googleando “trilha Costão do Pão de Açúcar”.

pan-de-azucar2
Vista desde Urca, al fondo, el Cristo Redentor
pan-de-azucar
La vista desde el Pan de Azúcar

Debo reconocer que, mirando mis fotos, estoy repensando un poco mi opinión sobre el Pan de Azúcar. ¿Bastante impresionate, no? 😉

Pero bueno, si no tienen dinero ni estado físico para subir andando, hay una opción para tener una vista panorámica de una parte de la Bahía de Guanabara: el Shopping Botafogo tiene un mirador al que se puede acceder gratuitamente.

unnamed
Fuente: http://www.botafogopraiashopping.com.br/card/o-bairro

¡Pero eso no termina ahí!

A lo largo y ancho de la ciudad hay mucho trekking para hacer, algunos de los senderos tienen acceso a vistas también muy imponentes, como la Vista china y la de los Dos Hermanos, entre tantas otras.

A continuación, comparto el mapa de la denominda trilha transcarioca, para que se den una idea de la inmensidad de oportunidades para los que gustan de la vida al aire libre:

Enlaces útiles:

 

Para seguir leyendo sobre Río:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s